Menu

A sus 84 años, Tony Mitchell volverá a cruzar El Río a nado

  • Por  Redacción/ Fotos: Cedidas
A sus 84 años, Tony Mitchell volverá a cruzar El Río a nado

La veterana deportista participa en la prueba desde el año 1993 y ha cruzado los 1.600 metros que separan Lanzarote de La Graciosa hasta en 21 ocasiones.

 


 

La nadadora más veterana de toda Canarias, Tony Mitchell, anunció que a sus 84 años volverá a participar en esta edición de la 'Travesía a Nado El Río 2015'. Esta prueba, organizada por el Cabildo de Lanzarote, es el tercer evento más importante del calendario deportivo insular y una de las pruebas de natación más relevantes, antiguas y emblemáticas del archipiélago que el próximo 3 de octubre celebrará y su vigésima tercera edición.

 

Mitchell fue recibida en pasados días por el presidente del Cabildo de Lanzarote, Pedro San Ginés, quien asegura “sumarse a los muchos admiradores” que tiene esta nadadora canaria de procedencia inglesa e “indiscutible mérito y espíritu de superación”. En esta recepción también estuvo presente la consejera de Deportes de la Institución, Patricia Pérez. 

 

Durante su visita a la primera Institución insular, Mitchell confesó que salvo en una edición de esta Travesía, ha cruzado a nado los 1.600 metros que separan la isla de Lanzarote y La Graciosa en 21 ocasiones, participando desde 1993 en la prueba en la que entonces solo lo hacía medio centenar de nadadores. Desde esa primera edición, ha visto crecer al evento en el que hoy en día participan cerca de 700 nadadores, profesionales y aficionados a este deporte, entre los que destaca la presencia de su nadadora más veterana.

 

En este emotivo encuentro entre Mitchell y San Ginés, la nadadora octogenaria de Canarias entregó un texto manuscrito al presidente para agradecer el apoyo del Cabildo y el cariño de la población que ha recibido en estos más de veinte años de participación consecutiva en la Travesía a Nado y su especial vinculación con la Octava isla. “Siempre he tenido una relación muy estrecha con la isla de La Graciosa, tanto es así que me considero de la familia”, asegura.

 

En este escrito al presidente también confesó que el pasado 13 de junio, justo el día de su 84 cumpleaños, superó un nuevo reto personal realizando 800 metros de nado en piscina en tan solo 28 minutos, y que también fue elegida una de las protagonistas del programa de televisión (Canal +) 'Informe Robinson' por ser una de las deportistas que superaron hace tiempo los setenta años que no ha dejado de practicar aquello que tanto ama, el deporte y en su caso la natación.

 

Aunque dice que “nunca antes lo conté por si no me daban el certificado médico necesario para participar en la prueba”, Mitchell presume de su condición de deportista y nadadora a sus 84 años a pesar de padecer múltiples enfermedades y de sobreponerse a la reciente pérdida, en diciembre de 2014, de uno de sus cuatro hijos, Alan, con quien convivía hasta el momento. Mitchell ha sido intervenida desde 1972 en unas cuarenta ocasiones por melanomas; ha luchado contra el cáncer de piel y hace seis años, precisamente nadando, sufrió un ictus que le produjo una parálisis importante, teniendo que volver a aprender muchas de las cosas más básicas, entre otras, como escribir o leer; es diabética, lleva una prótesis en su pierna derecha y tendrá que volver a pasar por el quirófano para operarse de cataratas, a riesgo de perder la vista. Todo ello, asegura Pedro San Ginés, “no le impide que con la misma ilusión y fuerza vuelva este año a nadar los más de dos kilómetros y medio de 'El Río'”.

 

Aunque nació en 1931 en Sanset, un pequeño pueblo del Reino Unido del condado de Hancock, Mitchell se considera “canaria”. Durante el inicio de la II Guerra Mundial, en el año 1939, sus padres le enviaron a vivir a Tenerife con tan solo 9 años con unos familiares, donde permaneció hasta finalizar la II Guerra Mundial para posteriormente desembarcar en Gibraltar y más tarde en Tanger. Después de unos años y de sus estudios de ballet clásico en la Escuela de Londrés, regresó siendo aún adolescente a Canarias donde ejerció de profesora de baile y coreógrafa, además de poder desarrollar su carrera deportiva como nadadora y entrenadora por la Real Federación Española de Natación con más de cien títulos y trofeos destacados a sus espaldas, obtenidos en campeonatos nacionales, mundiales y europeos. Entre otros, ha alcanzado el podio hasta en tres ocasiones -en su categoría- en el campeonato de España en 100, 400 y 800 metros. 

 

subir